‘Cinturón rojo’ de David Mamet

De ningún modo pienso que David Mamet haya querido contarnos algo realmente sustancial con Cinturón rojo. Unos la calificarán de “paja mental” y otros, simplemente, se quedarán igual que al principio. Puede que, quizás, a algunos les haya calado muy hondo este discurso acerca del honor, aunque lo dudo. El dramaturgo parece no saber lo que decir con su última obra. Nos enreda con una puesta en escena fría e impersonal y una trama sin interés alguno. Así como en otras de sus obras mantenía una postura totalmente alejada de la acción pero siempre constante, aquí simplemente ya no existe. La historia va sucediendo -muy, muy lentamente-, pero, a parte de no llegar a transmitir nunca ningún tipo de emoción, apenas tampoco llega a mojarse. La cámara, distante, está más que fuera de combate. Parece no estar. De forma instantánea, pues, el espectador también se va distanciando de este discursillo hasta no pertenecer a él ni de lejos. Lo peor de todo es que, pese a que Mamet no pretenda involucrarnos en la acción y sí que mantengamos nuestro interés, no consigue absolutamente nada. Esta es una película cuyo prácticamente nulo planteamiento no va más allá. Una pena, sin embargo, el hecho de que habiendo podido salir una obra muy remarcable haya aparecido, como de entre la nada, un film que más bien es invisible, que nada cuenta, que nada transmite. Cuando pretende ser dramática, no lo consigue; cuando Mamet intenta añadir tintes de su queridísimo cine negro, apenas se aprecian. Y es que el film llega a sostenerse por el hecho de estar dirigida por quién lo está, por un reparto magnífico que da todo de sí mismo -los personajes, pese a todo, no están del todo mal escritos, lo reconozco-, y por un guión, que si bien carece de garra, contiene ciertos puntos bastante sólidos -ahí es donde se presencia la “ausencia” del director- que bien le hubieran servido al dramaturgo para rehacer este fallido experimento. Con Spartan le salió bien el jueguecito, con ésta no.
Cinturón rojo consigue aguantar en el ring por los pelos hasta poco antes de que dé pie ese final tan literalmente increíble y precipitado. Una decepción realmente enorme del director, recuerden, de Casa de juegos, obra magna y personal donde las haya. Nos encontramos ante un quiero y sí puedo desaprovechado.

Lo mejor el siempre efectivo Chiwetel Ejiofor.
Lo peor su trama no tiene interés alguno.
Valoración
Leer critica Cinturón Rojo en Muchocine.net

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s