Crítica de ‘La mosquitera’: las enfermedades del hoy

la_mosquitera_011

Mediante encuadres asfixiantes y mayoritariamente estáticos, una luz y unos espacios fríos y casi siempre interiores, La mosquitera plantea una más que atrevida radiografía de las enfermedades que acechan a la sociedad urbanita actual. Sería difícil resumir todo lo que Agustí Vila quiere contar con su película, que es mucho; lo que está claro que es que su planteamiento, que podría haber caído en un vodevil televisivo, resulta ya desde su inicio un ejercicio cinematográfico de primer orden, pues tanto forma como fondo se compenetran perfectamente.

El elenco de actores es algo que también dota al film de una calidad superior, pues cada uno de ellos –en especial una pletórica Emma Suárez- aporta lo justo y necesario para que esa fina línea que separa lo surrealista y enfermizo de lo ridículo no se rompa nunca. De hecho, el atrevimiento del film radica precisamente en eso: en metaforizar e hiperbolizar una realidad actual sin caer nunca en la caricatura o el bochorno.

Y es que La mosquitera es, ante todo, cine de metáforas, pero que nunca pisa el terreno de la poética sentimentalista, sino todo lo contrario: se trata de un film que, en su minuciosa búsqueda de las enfermedades del siglo XXI, apuesta por la crudeza y rehuye de cualquier moralina o justificación. 

Valoración: 8 sobre 10

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s